Bienvenida

Me llamo Diego Zamora Cornadó y soy nieto de Blas Zamora. Vivo en Barcelona y mi dirección de correo electrónico es: dzcantas@gmail.com.

Antas es el pueblo de mi padre y el mío también. No he nacido allí pero soy antuso. Está en Almería, en la costa de Levante, cerquita de Murcia. Recopilo léxico de mi pueblo y del Bajo Almanzora en general. Además escribo sobre distintas cosas que me inquietan o me gustan. Soy padre de Lucía.

martes, 6 de octubre de 2009

Una carrera por Ginés Molina

La afición al deporte, más allá del fútbol, parece que se desarrolla mucho en la comarca. Cuando yo era un adolescente, la “maratón” de Antas la corríamos los zagales del pueblo y la ganaba el mayor de los “liebres”, que por cierto tenía un talento natural para correr magnífico.

En cambio este año se corrieron, creo recordar, cuatro categorías distintas con una más que significativa participación de corredores de fuera. Quizá, con un granito de arena por parte de unos pocos, se podría aprovechar la espléndida orografía antusa para hacer una carrera de más envergadura, quizá tomando como ejemplo el magnífico trabajo que hacen los del Motoclub 100 millas de Antas. Me consta que hay gente de Antas Corre dándole vueltas al este asunto.

De todas maneras lo más relevante de la carrera fue una carrera neutralizada que corrieron una veintena larga de corredores en recuerdo a Ginés Molina, muerto hace menos de un año. Ángel Blanco, amigo del difunto, motivó y entrenó a los dos hijos de Ginés para que hicieran, y acabaran la carrera.

Ver entrar a los dos chicos cansados y emocionados, con esta veintena de corredores, amigos y conocidos, dándoles soporte, a mí me emocionó también. Y no sólo a mí, si me guío por los muchos ojos llorosos que vi en la meta.

Chicos, por lo menos tendréis un buen recuerdo. Además, el esfuerzo que habéis hecho para preparaos es valioso. Mucho. Para seguir adelante vais a tener que esforzaros más que el resto y el esfuerzo que habéis dedicado durante el verano para conseguir terminar la carrera pude valeros como una buena referencia.

La vida a veces viene girada y sólo puedo deciros que con constancia, voluntad y tiempo se sale del pozo. Un poco de compañía para hablarlo ayuda también. Las canas que empiezo a peinar creo que me autorizan para daros un consejo: Huid de dar pena. El dolor es vuestro y nadie puede vivirlo por vosotros y ni os debéis servir de él ni os puede servir de excusa. Que hayáis sido capaces de superaros es un buen ejemplo de que los límites están siempre más allá de lo que nos creemos. Recordadlo cuando dudéis de vosotros y buscad soporte si os sentís desfallecer; a la vista está que gente que os apoye y os dé cariño no ha de faltaros.

1 comentario:

Anónimo dijo...

que buen consejo,demuestras lo noble que eres.un saludo

Sociable

Seguidores